Edificios emblemáticos Roma, Gastronomía Roma, Ocio y tiempo libre Roma, Pasaporte cultural Roma

4 cosas que hacer en Roma en 24 horas

cosas que hacer en Roma


¿Estás de paso por la Ciudad Eterna y no sabes qué hacer en solo… 24 horas? Aunque resulta imposible explorar incluso los monumentos y edificios más representativos de la capital en tan corto espacio de tiempo, esto no significa que no podamos llevarnos a casa un bonito recuerdo de Italia. Visitar sus principales museos, ponerse en la piel de los gladiadores en el Coliseo o degustar los platos típicos de la cocina local son algunas de las mejores cosas que hacer en Roma. ¡A qué esperas para descubrirlas!

Darte un chapuzón cultural en los museos romanos

¿Sabías que Roma atesora alrededor de 150 museos y exposiciones? De ahí que si alguna vez viajas hasta la capital italiana, un tour por sus museos más espectaculares sea una forma excelente de sacar partido a esta experiencia. Hay muchísima vida más allá de los Museos Vaticanos y los Capitolinos, como bien demuestran el Museo Nacional, la Galería Borghese, el Museo Nacional Etrusco, la Galería Nacional de Arte Moderno, el Palazzo Altemps, la Galería Spada o la Galería Nacional de Arte Antiguo. Indudablemente una de esas cosas que hacer en Roma que nunca decepcionan.

Sentirte como un auténtico gladiador en el Coliseo Romano

Quo Vadis, Espartaco o más recientemente Gladiator nos han cautivado a todos por igual, principalmente por la figura del gladiador, convertido gracias al cine en uno de los guerreros más populares. Una visita al Coliseo Romano puede ser una oportunidad perfecta para ponerse en la piel de estos luchadores, caminar sobre sus huellas y hacerse una idea aproximada de cómo eran los espectáculos que se desarrollaban en el anfiteatro más famoso de Italia.

Degustar los clásicos de la cocina italiana

Como no podía ser de otra manera, degustar la cocina italiana es otra de las cosas que hacer en Roma imprescindibles. Y no hablamos únicamente de pizzas margarita y calzone o de pasta bolognesa, sino también del antipasto, la sopa minestrone, el orecchiette a la plugiese, el pollo all cacciatora o los muchos postres que endulzan la gastronomía de esta tierra de sabor: el castagnole, la bussola, el buranetti, el casatiello napolitano, el biscotti o la torta caprese.

Hacer un pícnic en Villa Borghese

Pero Roma es mucho más que museos, platos deliciosos y monumentos impresionantes, ya que también los jardines y espacios verdes tienen cabida. Quizá el mejor ejemplo sea la Villa Borghese, uno de los parques más amplios de la ciudad, bañado por flores, esculturas y arboledas de gran belleza, siendo un lugar perfecto para hacer un pícnic y relajarse durante el ocaso. Desde luego, pocas cosas que hacer en Roma son tan gratificantes como relajarse en estos jardines tan típicamente italianos.



Previous ArticleNext Article