Pasaporte cultural Cuba

5 claves para recorrer Cuba con niños



¿Piensas que recorrer Cuba con niños no es una buena idea? ¡Nada de eso! Esta isla caribeña es uno de los destinos más seguros del continente americano, con una insuperable oferta de ocio y entretenimiento, perfecta para las familias más numerosas.

Como sucede con cualquier otro destino turístico, viajar en familia a Cuba requiere que los papás y mamás extremen la precaución y sean especialmente cuidadosos con la comida, el alojamiento, el clima y otros aspectos, que sólo los viajeros solitarios pueden permitirse subestimar.

Todo lo que debes saber para recorrer Cuba con niños

Acerca del clima caribeño y la protección solar

Dependiendo del momento en que viajes, el calor de Cuba, junto con la humedad, será mayor o menor, pudiendo alcanzar niveles perjudiciales. Limitar la cantidad de tiempo que se pasa al aire libre es vital para los peques, quienes deben utilizar protector solar, usar sombreros y beber agua en abundancia, para así evitar quemaduras y prevenir la deshidratación. Ni qué decir tiene que agosto y septiembre deben ser evitados, pues es cuando tiene lugar la temporada de huracanes en Cuba.

Apuesta por casas particulares

Otra de las claves para recorrer Cuba con niños se relaciona con el alojamiento. Hoteles, resorts y casas particulares componen la oferta del turismo hotelero de Cuba, siendo esta última opción una de las modalidades de alojamiento más extendidas en la isla cuba.

Las casas particulares fueron oficialmente aprobadas por el gobierno para alquiler en la década de 1990. Desde entonces, ciudadanos cubanos han abierto sus hogares privados a turistas de todo el mundo. Este alojamiento se caracteriza por ser muy hogareño, incluyendo el uso de servicios básicos y de todas las comodidades de cualquier hogar. Por supuesto, puedes alojarte en resorts y hoteles en Cuba, que cuenta con nombres tan aclamados como el Meliá Habana, el Iberostar Grand Hotel Trinidad o el Hotel Saratoga.

Anímales a probar la comida local (pero extrema la precaución)

La cocina cubana no solo es deliciosa, sino también muy saludable. Muchos platos cubanos integran una variedad inusitada de alimentos, como arroces, frutas, pastas, pollo o patatas fritas, que suelen gustar al público infantil. No obstante, puede suceder que tal o cual ingrediente no sea del gusto de uno de los peques; en este caso, la hospitalidad cubana brilla con especial intensidad, ya que la mayoría de establecimientos adaptarán el plato a las necesidades y gustos del niño/a.

Por otra parte, si te preocupa la seguridad de la comida cubana, debes frecuentar establecimientos comerciales y ser cauteloso con la street food de los quioscos y vendedores ambulantes locales. Evita beber agua del grifo, prefiriendo siempre agua embotellada.



Actividades y cultura para todos

Pero ¿cómo recorrer Cuba con niños sin disfrutar de alguna de sus opciones de ocio? El parque Fusterlandia en La Habana, el Delfinario de Cayo Naranjo, el Parque Leoncio Vidal en Santa Clara y otras populares atracciones de Cuba son perfectas para los más pequeños, quienes también se lo pasarán en grande en playas como Paraíso, Los Flamencos, Varadero, Pilar o los cayos Sabinal, Santa María y Las Brujas.

Asimismo, las fiestas tradicionales de esta isla sorprenderán a grandes y pequeños: las parrandas y charangas, el Guateque, el Changüi, la Fiesta del Fuego en Santiago de Cuba, el Carnaval de Camagüey, el Carnaval de La Habana, etc. Y es que hay muchas cosas que explorar en Cuba, desde la cultura hasta el lenguaje, la vida animal y vegetal o incluso la arquitectura, que turistas de todas las edades sabrán apreciar.

No subestimes la importancia del seguro médico

El llamado Sistema Nacional de Salud (pertenecientes al Ministerio de Salud Pública de Cuba) es muy eficiente, disponiendo de profesionales bien preparados en múltiples disciplinas médicas. Sin embargo, quienes viajen a este destino harán bien en contratar un seguro de viaje, ofrecido por la mayoría de las compañías aéreas y de turismo y que permitirá a las familias numerosas disfrutar más y mejor de este destino, ya que tendrán la seguridad de que el bienestar de sus hijos está cubierto en caso de que surgan incidentes.

No obstante, resulta digno de aplauso que, en el caso de carecer de dicho seguro, si algún turista necesitara atención médica, sería admitido en uno de los centros de atención de Cuba para recibir tratamiento.

En vista de lo anterior, recorrer Cuba con niños puede ser una experiencia enriquecedora, pero lleva aparejadas una serie de complicaciones, inevitables para quienes viajan con público infantil. No obstante, si sigues estos consejos, disfrutarás de una aventura memorable.

5 claves para recorrer Cuba con niños
¿Que te ha parecido este pos?
Previous ArticleNext Article