Moverse por la ciudad Madrid

Explora la historia de los Jardines de Sabatini

historia de los jardines de Sabatini


En pleno Madrid de los Austrias encontrarás uno de los jardines con más encanto de la ciudad. Los jardines de Sabatini es un sitio ideal. Puedes aprovechar tu visita al Palacio Real para acercarte y contemplar su diseño en 2´54 hectáreas de extensión mientras descansas tranquilamente tras tu visita al palacio. El lugar para escogido para su construcción fueron los parterres situados al norte del Palacio Real, destinados para cobijar las Reales Caballerizas de palacio. Francesco Sabatini, arquitecto del rey Carlos III, diseñó estas cuadras por encargo del rey, que en la actualidad se sitúan entre la calle Bailén y la Cuesta de San Vicente. Así pues, ¿te animas a conocer más acerca de los jardines de Sabatini historia?

La historia de los jardines de Sabatini da comienzo durante el primer tercio del siglo XX. La construcción de los jardines realmente se inició en 1931, pero el proyecto sufrió un parón durante la Guerra Civil pero finalmente, en 1950, las obras pudieron continuar. Tras la proclamación de la Segunda República, el gobierno republicano solicitó a la Casa Real la incautación de ciertos bienes patrimoniales para que fueran cedidos al pueblo madrileño y que todos pudieran disfrutar con un agradable paseo, sentarse a leer o simplemente contemplar el paisaje. El decreto de apropiación fue el origen de estos jardines. Situados en el lateral norte del Palacio Real, se aprovechó un solar con altos muros del que habría que diseñar un proyecto con más de 20 metros de desnivel entre el palacio y la zona de caballerizas. Todo un reto.

La historia de los jardines de Sabatini continúa en 1978, cuando fueron finalmente inaugurados por el rey Juan Carlos I, quien quiso rememorar la figura del arquitecto que contribuyó enormemente a la construcción del Palacio Real, por lo que bautizó este espacio con su nombre. El solar se divide en tres niveles. En el inferior destaca la simetría que los parterres y el estanque componen, acompañadas por las numerosas fuentes y por las figuras que los setos representan. Un segundo nivel señala la planimetría de la panorámica. Desde este nivel, podrás contemplar toda la fachada norte del Palacio Real, extendida hasta Cuesta de San Vicente. Una estampa inolvidable.

Por último, un tercer nivel se sitúa al este de la terraza intermedia, diferenciándose del resto por sus grandes cedros plantados. Paseando por allí podrás observar la conexión que mantiene la arquitectura del palacio con los jardines, que respetan la armonía creada mediante la fusión de arquitectura, escultura y paisajismo. También encontrarás un laberinto vegetal a media altura que desafía la apacible tranquilidad que emana el lugar.



El proyecto para el diseño de los jardines fue adjudicado al arquitecto de Fernando García Mercanda, ganador en el concurso convocado. En 1972 comienzan las obras de remodelación, a los que añadió la construcción de una gran escalera monumental.

Puedes adentrarte en este mágico lugar y disfrutar de unas vistas espectaculares. Un buen plan para este verano es acudir a “Los Veranos de la Villa”, un programa de actividades culturales organizado por el ayuntamiento de Madrid con diferentes actividades itinerantes que se llevan a cabo en todos los distritos del centro de la ciudad.

Los Jardines Sabatini se convierten en uno de estos escenarios, de los que recomendamos no perderte algunos de los conciertos de flamenco con la luz de la luna de fondo. El horario de apertura de los jardines es de 9 de la mañana a 9 de la noche ininterrumpidamente.

Para finalizar tu jornada, puedes disfrutar de la Terraza Sabatini (ubicada en el interior de los jardines) o tomar algo unas tapas en La Ciudad Invisible (Costanillas de los Ángeles, 7), punto de encuentro para viajeros más valientes. El local es un lugar encantador en el que sentarte, charlar con tus amigos y planear la siguiente escapada turística que vais a hacer. Allí encontraras guías de viajes (también puedes adquirirlas) que te ayudarán durante la organización de tus próximas vacaciones. De aquí pueden salir grandes planes.

Desde luego, los jardines de Sabatini historia constituyen una de las grandes rarezas de la Comunidad de Madrid, con todos los ingredientes necesarios para convertir un día ordinario en una experiencia memorable. ¡No olvides incluirlos en tu agenda turística si piensas viajar hasta la capital española!

Explora la historia de los Jardines de Sabatini
¿Que te ha parecido este pos?
Previous ArticleNext Article