Pasaporte cultural Madrid

Todo lo que debes saber sobre el Parque del Capricho de Madrid

Parque del Capricho Madrid


Al noroeste de la capital española, en el barrio de Alameda de Osuna, perteneciente al distrito de Barajas, se esconde uno de los rincones más bellos de la capital. Y decimos “esconde” porque el Parque del Capricho Madrid es un gran desconocido, incluso para muchos madrileños. ¿Te gustaría descubrir sus muchos secretos?

Diseñado por encargo de la Duquesa de Osuna, María Josefa de la Soledad Alonso Pimentel, entre los siglos XVIII y XIX, este oasis de 14 hectáreas de jardines, fuentes y esculturas es el único ejemplo de jardín del Romanticismo en Madrid, en cuya factura son visibles las influencias inglesas, francesas e italianas. Los mejores maestros paisajistas de la época participaron en su diseño. El resultado: una maravilla que forma parte del patrimonio artístico-natural de Madrid, un lugar hermoso y lleno de sorpresas que bien merece una visita.

Un poco de historia

Mecenas, amante del arte y del saber, protectora de artistas e intelectuales, la duquesa de Osuna fue en su época una figura mayúscula. A ella le debemos la existencia del Parque del Capricho. En 1783 adquirió los terrenos en los que se construiría el parque. Debido a las inestables circunstancias políticas de la época (invasión napoleónica, guerra de independencia, etc.) los trabajos se prolongaron durante más de medio siglo, de modo que la duquesa murió sin ver finalizada su obra. Su nieto, Pedro de Alcántara, se encargó de concluir los trabajos respetando los deseos y el proyecto original de su abuela: los estanques conectados con los canales del parque, los jardines de lilas, el salón de baile sobre el manantial de agua…

A mediados del siglo XIX el Parque del Capricho Madrid inicia su declive, llegándose a horadar su suelo para construir refugios y búnkeres durante la Guerra Civil, una serie de curiosas estructuras subterráneas que aún hoy pueden ser visitadas.

Finalmente en el año 1974 el Ayuntamiento de Madrid compró los terrenos y una década más tarde declaraba el parque Bien de Interés Cultural, acometiendo una serie de trabajos de recuperación que nos permiten contemplar el Parque del Capricho con el magnífico aspecto que hoy luce.

Paseando por el parque

Cualquier persona con una mínima sensibilidad disfrutará paseando por el Parque del Capricho Madrid, una experiencia que se convierte en una apasionante aventura entre jardines, estanques y palacetes.

Si bien todo aparece mezclado y compuesto formando un conjunto armonioso, en realidad el paseo por el parque ofrece tres paseos diferentes: en primer lugar, el parterre o jardín francés con sus bellos setos que dibujan mil y una formas; en segundo lugar el jardín italiano, también llamado il giardino, cerca del cual se halla un laberinto romántico hecho con plantas de laurel; por último está el jardín inglés, de estilo paisajista y con un punto un poco salvaje.



En el apartado puramente arquitectónico, en el Parque del Capricho encontramos templetes, fuentes, ermitas, plazas y una gran estructura: el Palacio de los Duques, que en un futuro próximo albergará un museo dedicado a la Duquesa de Osuna y a la época de la Ilustración.

Capítulo aparte para el búnker mencionado anteriormente: la Posición Jaca. En su día esta fortaleza subterránea fue el improvisado Cuartel General del Ejército Republicano durante la Guerra Civil, construido en el año 1937. Se trata de una estructura de unos dos mil metros cuadrados a 15 metros bajo tierra preparada para resistir los bombardeos de la aviación nacional. Se eligió este lugar por sus buenas comunicaciones y las posibilidades de camuflaje que ofrecía la vegetación. Además, se construyó una galería de escape que comunicaba el búnker con el palacio.

Datos para la visita

El Ayuntamiento de Madrid organiza visitas guiadas gratuitas al Parque del Capricho todos los fines de semana de mayo a noviembre. Las visitas se realizan en grupos de máximo 20 personas y tienen una duración de poco menos de una hora. También existe la posibilidad de realizar la visita por nuestra cuenta, de 9 a 18 horas (de 9 a 21 horas en verano) en sábados, domingos y festivos.

Además, en primavera y verano tienen lugar en este privilegiado entorno las llamadas “Tardes de Capricho”, que ofrecen una serie de espectáculos de artes escénicas como teatro, danza o conciertos. Para llegar al Parque del Capricho Madrid desde el centro de Madrid sólo hay que tomar la línea 5 del metro, estación Capricho o bien con las líneas de autobuses 101, 105 ó 151.

Todo lo que debes saber sobre el Parque del Capricho de Madrid
5 (100%) 1 vote
Previous ArticleNext Article