Edificios emblemáticos Paris, Pasaporte cultural Paris

3 grandes razones para visitar el Museo de Orsay

Museo de Orsay


Con una media de 3,5 millones de visitantes anuales, el Museo de Orsay se jacta de ser uno de los más populares de Francia, con el permiso del histórico Louvre. Como estamos a punto de descubrir, este museo es mucho más de lo que parece, no sólo por el enorme valor de su colección pictórica y escultórica, sino también por sus insólitos orígenes históricos. Si quieres asombrarte con los secretos del Orsay, las siguientes líneas te sorprenderán gratamente. ¿Te las vas a perder?

¿Sólo una estación ferroviaria?

A diferencia de otros espacios expositivos, el Museo de Orsay encuentra su sitio en una histórica estación de tren en la Rue de la Légion d’Honneur, edificada con motivo de la Exposición Universal de 1900 por Victor Laloux. Sin embargo, al término del evento se le decidió dar una segunda vida como museo pictórico y escultórico, naciendo así el museo que hoy visitan millones de turistas y oriundos. Ahora bien, ¿puede considerarse a su emplazamiento una simple estación de trenes? Nada de eso, pues muchos la consideran en sí misma como la primera obra del Museo de Orsay.

La flor y la nata del arte

Las grandes obras de Delacroix, Manet, Renoir, Pisarro, Monet, Cézanne o Van Gogh descansan en el Museo de Orsay, que se enorgullece de acoger la mayor exposición de arte impresionista a nivel internacional. Y es que a lo largo de sus tres plantas pueden encontrarse algunas de las mayores ‘joyas’ del siglo XIX y XX. Si bien contiene obras escultóricas, sus pinturas, fotografías y artes decorativas son las protagonistas indiscutibles.

Más de 5 mil pinturas

La colección del Museo de Orsay no tiene nada que envidiar a sus competidores, disponiendo de más de 5 mil pinturas, nada menos. Entre las mismas podemos destacar La pequeña bailarina de catorce años del parisino Edgar Degas, Almuerzo sobre la hierba y Olympia de Édouard Manet o Retrato de Eugène Boch o El dormitorio en Arlés del holandés Vincent van Gogh.

Así las cosas, si estás decidido a descubrir las maravillas del Museo de Orsay, puedes acceder todos los días de la semana entre las 9 de la mañana y las 6 de la tarde, a excepción de los jueves, cuando cierra sus puertas. Con toda seguridad, una parada obligada para los viajeros con inquietudes culturales y especialmente para los amantes del impresionismo.  Es una de las mejores galerías de arte en París.



Previous ArticleNext Article