Edificios emblemáticos Roma, Pasaporte cultural Roma

Museo Etrusco en Roma, un apasionante viaje en el tiempo

Museo Etrusco Roma


En el año de 1990, Italia deslumbró al mundo convirtiéndose en la sede del Campeonato Mundial de Fútbol, evento donde pudo apreciarse un detalle que para muchos pasó desapercibido a pesar de ser el principal protagonista de la contienda: el balón. Este llevó por nombre “Etrusco”, y fue una sencilla manera de homenajear a un pueblo antiguo cuyo núcleo demográfico estuvo radicado en La Toscana. Quienes deseen conocer a fondo a estos enigmáticos pobladores del país con forma de bota, tienen la oportunidad de hacerlo en el magnífico Museo Etrusco Roma.

Muchos consideran que el mundo etrusco ha admirado siempre al público. En primer lugar por el misterio que rodea a este pueblo prácticamente desconocido. Por otro lado, llama la atención como su refinada cultura fue prácticamente borrada del mapa por los romanos en la antigüedad.

A pesar de ello, un pequeño pedacito de Roma, específicamente en Villa Giulia, guarda los más importantes recuerdos de lo que fue esta civilización. Este espacio erigido por los Papas en el año de 1870, ha servido para mantener muy de cerca todo lo relacionado con el pueblo etrusco, desde sus costumbres hasta lo que hacían cotidianamente.

¿Cómo es el Museo Etrusco Roma?

Hablar del Museo Etrusco Roma (en italiano, Museo Nazionale Etrusco) es hacerlo de un espacio guardado sigilosamente a pocos metros de distancia de la Galería de Arte Moderno. Para muchos guarda una valiosísima información, pero la misma es poco conocida. Su ubicación en una villa renacentista, cuya construcción fue ordenada por el Papa Julio III, bajo la tutela de arquitectos como Vignola y Vasiri entre 1551 y 1553, es quizás un atractivo añadido que impulsa a miles de visitantes de explorar sus tesoros.

Por otro lado, este importante centro de resguardo de la civilización etrusca, más allá de su estructura destaca por los jardines en donde se encuentra ubicado. Es por ello que muchos de los visitantes disfrutan doblemente, pues admiran la arquitectura renacentista a la par de la naturaleza que ofrece el espacio.

En cuanto a su organización, el Museo Etrusco Roma fue diseñado en dos plantas. En la primera de ellas se encuentran objetos básicos del arte etrusco como esculturas, elementos de cerámica y urnas funerarias. En la planta superior, se conoce a fondo esta civilización, pues están presentes escrituras grabadas.



Estas dos plantas, se distribuyen en una serie de espacios dedicados a los centros más ricos e importantes de la civilización etrusca como lo son Vulci, Veio, Cerveteri, Pyrgi, Todi y Palestrina.

Principales obras del Museo Etrusco Roma

Si bien todo lo que se encuentra dentro de las instalaciones del museo es de gran importancia para el mundo, existen ciertos elementos que suelen destacar por su composición. Una de las piezas que mayor admiración genera es el llamado Sarcófago de los esposos, el mismo destaca por la admiración que puede percibirse entre la pareja presente, un tema que no fue tocado ampliamente por culturas como la griega o la propia romana.

Elementos presentes en el Museo Etrusco Roma permiten observar el valor que tenía la mujer dentro de la sociedad, algo completamente impensado dentro de la civilización romana que precedió a dicho legado. Asimismo, quienes deseen conocer más sobre la orfebrería no deben pasar por alto las colecciones de Barberini y Castellani, la cual incluye una serie de joyas muy atractivas para los visitantes.

Muchos califican a la civilización etrusca como una de las más importantes que precedieron al Imperio Romano. Es por ello que el museo, además de exhibir las obras más importantes, ha servido como un centro de conocimiento y estudio de dicha civilización. Si bien Roma está rodeada de un sinnúmero de atractivos, confiamos en que puedas encontrar un espacio libre en tu agenda turística para explorar el Museo Etrusco Roma.

Museo Etrusco en Roma, un apasionante viaje en el tiempo
5 (100%) 1 vote
Previous ArticleNext Article