Pasaporte Cultural Maldivas

Turismo en Maldivas: todo lo que necesitas saber



Seguro que conoces las maravillas de las Maldivas a través de imágenes de televisión o por los vídeos y fotos que hay en internet: playas de arena blanca y aguas transparentes, paisajes de ensueño, espectaculares puestas de sol… En definitiva, un despliegue de belleza tropical que fascina a todos los viajeros que tienen la fortuna de poder llegar hasta allí.

En los últimos años el turismo en Maldivas se ha especializado en un segmento muy concreto: los viajes de novios. De hecho, este lugar lo tiene todo para ser el destino perfecto para una luna de miel, aunque también es muy atractivo para viajeros que quieren unas vacaciones de relax, para los que quieren practicar toda clase actividades acuáticas en las aguas más limpias del Océano Índico o para los que viajan al encuentro con una cultura diferente. Encontrar razones para viajar a Maldivas es fácil, lo difícil es buscar motivos para no quedarse allí para siempre.

7 cosas que debes saber sobre el turismo en Maldivas

Ahora que tú también ya has decidido conocer el paraíso, aquí te brindamos una serie de informaciones prácticas para programar tu aventura y sacarle todo el jugo a tu viaje:

Mejor época del año para viajar

Esta nación insular posee un clima cálido y soleado durante todo el año, pero tiene también dos estaciones muy diferenciadas: la estación seca y la estación húmeda y lluviosa.

Cada una de estas estaciones ofrecen ventajas y desventajas para el viajero, pero si se trata de elegir, sin duda es mejor el periodo comprendido entre los meses de noviembre y abril, considerada la temporada alta de turismo en Maldivas. Es entonces cuando encontraremos cielos despejados, temperaturas cálidas y la ausencia casi total de lluvia.

Por estos mismos motivos esa es también la época más ocupada del año y por tanto, en la que los precios de los hoteles son más caros. Y eso es mucho decir, ya que estamos hablando de un destino caro durante todo el año. Aún así, dado prácticamente que cada complejo hotelero dispone de su propia isla, es prácticamente imposible que se produzca la masificación tan común en otros destinos de sol y playa.

Documentación necesaria

Las autoridades de Maldivas exigen a sus visitantes internacionales disponer de un pasaporte válido durante seis meses a partir de la fecha de salida prevista, además de un documento que acredite que se dispone de fondos suficientes, la reserva del hotel y el billete de vuelta.

Si cumplimos con estos requisitos, recibiremos automáticamente y de forma gratuita un visado de 30 días, que podemos extender hasta 90 días mediante una solicitud por escrito.

En caso de viajar a Maldivas con el objeto de hacer submarinismo u otros deportes de riesgo, el Ministerio de Asuntos Exteriores de España recomienda la contratación de un seguro especializado con amplia cobertura médica.

Cómo moverse por Maldivas

Maldivas es uno de los países más dispersos del mundo: más de mil islas y una veintena de atolones que se despliegan como un largo rosario sobre el océano, de norte a sur.

La red de transporte público es limitada, pero existe la posibilidad de contratar hidroaviones y yates privados, con o sin patrón, para llegar allí donde el ferry no llega. Los operadores turísticos autorizados pueden llevarnos hasta islas remotas y arrecifes aislados, lugares que normalmente no pueden visitar los turistas por su cuenta. Prácticamente todos los centros turísticos cuentan con sus propios muelles. En cualquier caso, todos los viajes organizados incluyen la cuestión del transporte, para evitarles este dolor de cabeza a los turistas.

Por otra parte, ninguna de las islas es demasiado extensa, y normalmente todas se pueden recorrer a pie.

Cultura y vestimenta

Un aspecto que no podemos pasar por alto cuando hablamos de turismo en Maldivas es la cuestión cultural. Este es un país de tradición islámica desde hace más de mil años, y donde más se nota es en la capital, Malé, donde la gente luce una vestimenta muy conservadora.

Así que, en las principales poblaciones, es prudente observar ciertas normas de conducta: mostrar el debido respeto en los lugares de oración, no levantar la voz, evitar las muestras públicas de afecto como besos y abrazos, y sobre todo llevar una vestimenta adecuada y discreta, en especial en el caso de las mujeres.

Es importante saber también que la homosexualidad está perseguida en Maldivas. También lo está el consumo de alcohol, aunque paradójicamente está disponible y puede consumirse sin problemas en las islas turísticas, donde las autoridades prefieren mirar hacia otro lado. Al fin y al cabo, el turismo es la única fuente de ingresos de este país.

Qué comer

La gastronomía de las Maldivas se basa en gran medida en los ingredientes disponibles de la región, lo que significa que los mariscos, el coco y los tubérculos ocupan un lugar destacado en muchos platos.



El atún, el wahoo y el mahi mahi son algunos de los deliciosos pescados que debes probar en estas islas. Otros platos populares en las Maldivas son  el curry y las samosas. Y es que, debido a su proximidad geográfica, la influencia de la cocina de la India es muy fuerte.

Los grandes complejos hoteleros suelen ofrecer una mayor variedad culinaria, con opciones gastronómicas que van desde la cocina italiana y española hasta especialidades asiáticas. Pero si lo que estás buscando es una experiencia realmente única, reserva una mesa en alguno de los restaurantes submarinos de Maldivas. Suele ser caro, pero vale la pena.

Qué ver y hacer

El atractivo número uno de Maldivas son sus increíbles playas, pero sería imposible recomendar una o dos, pues la lista es enorme. Cualquier isla que elijamos para nuestras vacaciones nos ofrecerá una o varias magníficas playas para soñar.

Debido a sus aguas cristalinas y sus espectaculares fondos marinos, Maldivas es también un destino muy codiciado por los aficionados a las actividades subacuáticas: submarinismo, snorkel, etc.

Uno de los puntos fuertes del turismo en Maldivas es la oferta de relax y bienestar. Todos los complejos ofrecen grandiosos spas y variados tratamientos de salud: masajes, talasoterapia, yoga, etc.

Por último, todo viaje a Maldivas debería reservar al menos un día para visitar la capital del país, Malé, un lugar exótico y fascinante poblado de fabulosas mezquitas y lugares tan interesantes como el mercado del pescado, un auténtico festival para los sentidos.

Consejos para ahorrar un poco de dinero

No hay que engañarse: Maldivas es un destino caro. Por ese motivo, además de pagar los billetes de avión, el hotel y los traslados, también hay que contar con un buen presupuesto de viaje para gastos.

Sin embargo, con un poco de cuidado podemos ahorrar un poco de dinero para nuestra aventura en el paraíso: reservar los vuelos con suficiente antelación o cambiar el resort de lujo por otras ofertas de alojamiento como  casas de huéspedes o alquileres de vacaciones más económicos, donde muchas veces el precio incluye las comidas.

Previous ArticleNext Article